martes, 18 de junio de 2013

La Unidad en el Hacer

(MTR 12 de Abril)
Estamos convencidos  que no podemos dejar librado al azar la continuidad histórica de la lucha de clases y para ello, es necesario que nuestra praxis esté atada a ella, y hagamos lo imposible para que sea recogida en forma permanente. (1)
Es justamente en la práctica, en lo cotidiano de la militancia, donde ponemos a prueba nuestro pensamiento, como hacemos para apropiarnos de conceptos tales como: antiimperialistas, anticapitalistas, por el cambio social, por los principios de la clase, tener capacidad crítica, conciencia de clase y muchos más.
Nuestro movimiento forma parte del Movimiento Piquetero, fundadores del Bloque Piquetero Nacional, en su momento el sector más dinámico de la clase trabajadora, los piqueteros que resolvimos poner la desocupación en las rutas, cortar la circulación de la mercancía, que es el bien más preciado de nuestro enemigo de clase.
Desde ese entonces fuimos andando un camino de encuentros y desencuentros, siempre en busca de la unidad que en principio fue por las reivindicaciones, para mejorar las terribles condiciones de vida de nuestro pueblo, producto de las políticas de desmantelamiento, rapiña y entrega de nuestros recursos como país, conscientes al mismo tiempo de la necesidad de superar la unidad actuando conjuntamente con otras organizaciones hermanas, cuando tenemos algún preso, hecho represivo o hambre.
 Fue así que levantamos como bandera el “No Pago de la Deuda Externa”, ya que la consideramos en su totalidad ilegítima y fraudulenta, por la recuperación de nuestros recursos naturales, de nuestro Medio Ambiente y de nuestro Territorio. Y no se trata de cambiar una lucha por otra, sino de buscar la manera, desde nuestra realidad, un movimiento pequeño, de poder participar con voz propia en un espacio político que contemple en principio estos puntos y muchos más.
Es así como hace un tiempo, integramos el Frente Nacional Pueblo Unido, un espacio que contempla nuestras aspiraciones de la unidad de los que luchan, de manera fraterna y democrática, donde vamos creciendo como Frente y como movimiento.
La campaña “La Inflación Mata”, nos encontró en la calle de otra manera, no ya cortando la ruta, sino en un diálogo con el pueblo, desde las Ollas Populares, que tuvo una recepción altamente positiva desde la Quiaca a Neuquén.
Nos dinamizó internamente y confluimos en la Olla de Lomas de Zamora con los compañeros del Colectivo Avanzar por la Unidad del Pueblo, con los que tenemos un intercambio fraterno.
Por estos días realizamos una actividad en nuestro Cabildo de Retiro, en la manzana 99, con participación del Cabildo de Varela,  realizando un taller con miras al Encuentro de la militancia programado por el Frente Nacional Pueblo Unido a realizarse en la ciudad de La Plata.
Volvemos a retomar el concepto planteado al comienzo de la nota, lo cotidiano de la militancia, si en el hacer somos coherentes con nuestro decir, y aunque lo que tenemos para mostrar puede parecer pequeño, para nosotros es lo que hace la diferencia. Al Cabildo de Retiro se acercaron recientemente un colectivo de jóvenes independientes que venian trabajando desde hace unos años en el Barrio Padre Mugica, quienes se ofrecieron para brindar apoyo escolar y realizar actividades de Educacion No Formal con lxs niñxs del barrio.
El Movimiento les abrió las puertas de su espacio, formando parte activamente de las jornadas de los Sábados. En el marco de uno de estos encuentros es que pudimos presentarnos de manera formal (dado que ya veníamos trabajando desde hace más de un mes), pero por sobre todo conocernos y debatir en pos de una construcción colectiva con continuidad en el tiempo y objetivos comunes. Compartir saberes y experiencias nos modifica, y modifica nuestra práctica. Todo sucede de manera aparentemente caótica, unas cumpas hacen las tortas fritas, otros arman el espacio en la placita y al solcito, algunos niñxs juegan, corren y otros dibujan, nosotros trabajamos en el taller, llegan los cumpas del Colectivo Avanzar, nos reunimos en ronda, y entre todos pensamos las maneras de entender la unidad, confrontando en la práctica nuestro pensamiento. Es así como aparecen propuestas y tareas, participar del encuentro de la Militancia, crear una radio comunitaria por internet que funcione en el espacio comunitario "Antonio Bitto", la donación de libros de cuentos por parte del Colectivo Avanzar para comenzar nuestra biblioteca, hablar con una muralista, buscar las distintas variantes de como se dice niña y niño en las diferentes comunidades que conviven en Retiro, y en ese marco fuimos uno solo, la unidad misma, encuentro y reencuentro, historias de vida resignificadas en las palabras de las compañeras: "estamos para acompañarnos, para ayudarnos";"no sabía qué hacer, mi hija sufría violencia de género, y el movimiento me enseño, paso a paso lo que tenía que hacer. Hoy mi hija y mis nietos están a salvo".

Jóvenes militantes, viejos militantes, mujeres sabias y solidarias, compañerxs generosos, este es el material con el que contamos. Nuestro aporte a la construcción de una conciencia dispuesta a luchar, por algo que no promete un resultado tangible inmediato, como es: TOMAR EL CIELO POR ASALTO
(1) Así comienza el último artículo que escribimos con Antonio el 14/06/2011.



Prensa Avanzar Nº13